Caminar todos los días… Estos son sus beneficios

¿Te gustaría saber cuál es la fórmula más eficaz y sencilla de estar en forma? ¡Caminar!  Caminando logramos tonificar nuestros músculos, liberamos nuestra mente y además no tendremos riesgo de lesiones.

Así lo creen los médicos: “caminar puede resultar un arma muy eficaz para combatir epidemias del nuevo siglo como el sedentarismo y la obesidad”. Claro está, no es solo lanzarse a caminar. Una postura correcta y el calzado adecuado serán los mejores aliados en esta actividad que nunca debería faltar en nuestra rutina diaria.

Hoy en día nos enfocamos tanto en encontrar un hueco en nuestra agenda para poder ir al gimnasio que olvidamos que tenemos a nuestro  alcance la mejor receta de salud: ¡Caminar! Lo dicen los cardiólogos, lo confirman los traumatólogos y lo saben quienes ya han introducido esa rutina en sus vidas. Caminar durante treinta minutos cada día es la mejor fórmula para estar en forma, y lo que es más importante, sin riesgo de lesionarse.

Norberto Galindo Planas, angiólogo y cirujano vascular asegura que “el ejercicio físico alarga la vida y disminuye el riesgo de enfermedades vasculares”. Y, además, añade, “supone una ayuda para controlar los niveles de colesterol y mantiene a raya la obesidad y la hipertensión arterial. Y también disminuye ostensiblemente las complicaciones de las varices, previene la aparición de la osteoporosis y previene la degeneración articular”.

Sí, caminar reporta a quien lo practica incontables beneficios. Los epidemiólogos de la Universidad de Harvard (Estados Unidos) han confirmado que cualquier pequeño movimiento que se haga es válido para estar en forma. En este sentido, Norberto Galindo Planas comenta: “Activa las bombas musculares que son nuestras pantorrillas (y que podemos calificar de corazones periféricos) y hace que las plantas de los pies actúen como esponjas vasculares que al exprimirse envían la sangre venosa hacia el corazón y del corazón al pulmón, por lo que esa misma sangre regresa a la pierna en forma de sangre arterial”.

En resumidas cuentas, según cuenta el experto “permite cumplir un ciclo arteriovenoso, lo que significa que la sangre se oxigena y mejora todos nuestros tejidos y, lo que es más importante, una persona que camina una hora consigue la oxigenación que obtendría una persona sedentaria durante siete días”. Al andar evitamos “que el intercambio de gases vasculares sea deficiente”. Y también mantiene bastante a raya a las varices, que “no sólo son un problema estético, sino que a veces pueden convertirse en un riesgo real de trombosis, flebitis y embolia pulmonar”.

Muchos creen que con sólo caminar no hacen suficiente ejercicio, pero lo cierto es que hacerlo a buen ritmo, es decir, a unos 7,5 kilómetros por hora, permite quemar más calorías que correr a 10 kilómetros por hora. ¿Por qué? Pues porque “el número de músculos implicados es mayor andando a buen ritmo que corriendo a una velocidad que puede resultar más cómoda”. Y no sólo se queman calorías y con ello se pueden llegar a suprimir dietas, sino que también puede ser una gran ayuda a la sanidad pública.

Document

Los consejos de Unidosensalud.com son solo para fines informativos y educativos. Unidosensalud.com no es un sustituto de consejos medicos profesionales, de diagnosticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu medico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condicion medica.

Facebook Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading...
Leer entrada anterior
¿Conoces los trastornos psicológicos más comunes en la actualidad?

Las enfermedades mentales o trastornos psicológicos son consideradas alteraciones de los procesos cognitivos y afectivos del desarrollo, consideradas como anormales...

Cerrar